Chat with us, powered by LiveChat Aspectos críticos en el sitio web de tu empresa.

#20 Curso de Finanzas - IdeaWeb: Aspectos críticos en el sitio web de tu empresa.

Anexo ideaWeb - Finutive

El sitio web corporativo de tu empresa no es cualquier cosa. Un portal corporativo es lo que representa varios aspectos de tu negocio: la filosofía, branding y objetivos de tu empresa. Un buen sitio web es capaz en 4 segundos de comunicar todo esto nada más acceder a él. Aspectos importante en esa comunicación, a veces no visual, son la calidad, seriedad, solidez y solvencia que una empresa debe aportar a proveedores, clientes, usuarios, etc. O sea, lo que representa el bloque de entrada económica de tu negocio.

Recuerda que la calidad visual es importante, porque, de forma subliminal con un buen diseño y arquitectura de la información, un portal web corporativo de calidad hablará de fiabilidad. Una web coherente expresará que nos importa nuestra audiencia final (clientes o posibles clientes) y un buen arquitecturado en la navegación facilitará el acceso a la información de forma rápida y libre de indeseables frustraciones.

Ahora que os hemos intentado concienciar de la importancia de un buen diseño y arquitectura informativa, que son quizá los primeros puntos en un portal o sitio web corporativo, toca seguir con otros puntos que nos parecen críticos. En nuestra experiencia de casi 20 años desarrollando sitios web corporativos hemos podido demostrar que estos puntos casi nunca se tienen en cuenta por las empresas, cuando deberían ser casi un código a integrar en el desarrollo de nuestro portal corporativo.

 

1. Tu web corporativa es tu imagen en Internet.

Si actualmente en un mundo globalizado e informatizado, tu web es tu mayor representante, dale la importancia que se merece y que realmente tiene. ¿Lanzarías un comercial a conseguir clientes desgarbado, mal vestido y maleducado?. Ya tienes la clave. Tu web es tu comercial número 1, accesible 24 horas, que vende tu producto y que sobre todo comunica en vía directa con tu audiencia. ¿Habrías imaginado hace unos años encontrarte hablando directamente a los ojos de millones de potenciales clientes a través de una pantalla? Vete olvidando de la presencia local, tu geopensamiento debe evadirse, ahora tratas con el mundo en vía directa.

Tu web no es solo “la web de la empresa”, es el representante de la empresa.

Ya que creo que estarás de acuerdo con que tu web es importante ¿has revisado el aspecto de tu web últimamente?

 

2. ¿Tu web está orientada a tu público objetivo?

Si la web no se hace como a ti te gusta (recuerda que tienes una audiencia), se hace como le debería gustar a tus clientes. Para ello olvídate de tus gustos personales, caprichos y clichés.

La gente de marketing es maravillosa en su trabajo, pero no son diseñadores normalmente. Recuerda que tu diseñador web o estudio de diseño web, si son buenos comunicadores, deben tener las herramientas para crear un sitio web corporativo de calidad y que esté orientado a la audiencia y el tipo de cliente que buscas y captas.

Una web corporativa dirigida a público corporativo B2B, no puede ser multicolor, ni con dibujos infantiles. Por supuesto, nunca dejes que tu web esté obsoleta en tecnología. Esta es una de las mayores causas de mala impresión. Recuerdas alguna web en la que hayas entrado y te haya aparecido el mensaje de ¡peligro! ¿quieres activar y dar permiso a flash? — No es de lo más atractivo…

Tu web debe tener un diseño moderno y adaptado al tipo de cliente al que va dirigida, recuerda que el diseño puede hacer mucho por ti.

 

3. ¿Una web que no se adapta a todo tipo de pantallas?

Si aún tienes una página web que no es diseño “responsive” o adaptativo al tamaño de la pantalla estás en otro siglo, absoluta y rotundamente.

Es el momento de hacer un nuevo portal web, ya que, incluso los buscadores como Google imponen que tu web sea moderna y adaptada y es uno de los valores que toman para rankear y sobre todo confiar en tu web. Cada vez son más los buscadores que necesitan que la experiencia de los usuarios sea la mejor en los resultados que ellos ofrecen y una web que se visualice bien en cualquier dispositivo es la primera puerta a una buena experiencia en la visita de tu web.

 

4. Elije un buen dominio para tu web.

Cuando vas a elegir un buen dominio, elígelo bien. Deberías hacerte algunas preguntas. El dominio influye en el posicionamiento, pero olvídate de trucos que se le ocurren a muchos cuando conocen esto: “Compramos varios dominios y redireccionamos al nuestro, así Google los lee y…” no, así no funciona la cosa. Google nos rankea (puntúa) en base al contenido, y el dominio es solo un factor. Un dominio sin contenido (una web) no vale de nada.

¿Cuán importante es para ti posicionar?, ¿Priorizarías tu marca, tu producto, tu servicio…?, ¿Es la web corporativa de una empresa, un grupo de empresas, un solo producto o servicio?, ¿Cuáles son tus palabras clave?…

Hay muchas preguntas que cuelgan de las preguntas iniciales. Éstas hacen que elijas un dominio u otro, y dependiendo incluso de las respuestas a las anteriores podrías cambiar la elección, ya que, en esto de crear una página web hay que saber dónde ir antes de empezar.

 

5. Tu proveedor web, una pieza más importante de lo que parece.

Elije bien a tus aliados para la web, un proveedor con reputación te asegura un buen proyecto.

Sí. Quienes desarrollan tu página web deberían ser tus aliados en el proyecto. Por eso a la hora de elegir un proveedor en tu proyecto web debes tener la cabeza fría y el corazón caliente. Sigue tus percepciones, reúnete con ellos en sus oficinas y elije por las siguientes razones, que pueden servirte como indicadores para ayudarte:

Fiabilidad:

 Años en activo, proyectos sacados adelante, opiniones de usuarios anteriores…

Estabilidad: 

Vete allá donde están ellos: un coworking, un sitio montado de forma espontánea o una reunión en un bar no son lugares en los que contratar a un proveedor estable, ¿qué posibilidades de futuro te ofrece un colaborador que hoy está y mañana desaparece con tu proyecto?

No tendrás un sitio donde siquiera recuperar tu web. Busca estabilidad en tu consultora, un proveedor efímero solo te puede ofrecer eso, proyectos efímeros. Si vas a crear algo a largo plazo busca quien esté de tu lado todo ese tiempo que tienes planificado vivir, corporativamente hablando.

Por supuesto de nuevo olvídate de primos, amigos, conocidos… esto no acaba nunca bien. Plenamente y en todos los sentidos, el primer fallo de multitud de empresas es haber encargado la web a un “conocido”, el daño en la imagen de la empresa es enorme.

Confianza y flexibilidad:

Otro aspecto muy importante: si un estudio o consultora web te da flexibilidad, átate a ella. La informática no es flexible. Aún hoy en día es rígida, así que evita las empresas que habitualmente tienen procesos largos, tiempos tediosos, protocolos establecidos, comunicaciones internas entre docenas de personas y largos tiempos de respuesta. Son dinosaurios que se mueven lento, en un desarrollo web mejor pequeño y rápido, que grande y lento.

Confiabilidad:

Asegúrate de que sea un proveedor fiable. Existen diferentes maneras de asegurar la fiabilidad de tu proveedor. ¿Te da un contrato antes de empezar? ¿Te enseña trabajos, docenas de trabajos? ¿Tiene opiniones de clientes por ejemplo en Google Business/Maps positivas? Busca que para eso está internet, si dedicas un tiempo a esto no te arrepentirás después.

 

6. Exige una web completa.

Este es el punto más largo que voy a desarrollar.  Aunque quizá en algunos aspectos ya haya incidido antes, es importante ordenarlo aquí. En este punto, hay ciertos aspectos esenciales dentro de una web con los que te debería ser entregada para estar completa. Te enumeramos los que consideramos que sí o sí deben estar incluidos dentro de una web de empresa o portal corporativo:

Dominio:

Un buen profesional te ayudará a elegir el nombre de dominio. A veces está bien colocar el nombre de la marca, pero en otras ocasiones un buen dominio con palabras clave puede ayudarte a vender rápido sin perjuicio para tu marca. Un buen profesional valorará esto y te asesorará bien. Una buena elección del dominio te traerá muchas satisfacciones.

Adaptación a dispositivos:

Recuerda que tus clientes utilizan infinidad de dispositivos y que tu web puede ser visitada mediante ordenadores, tablets, smartphones, phablets… es indispensable que el diseño de tu web sea “responsive” y proporcione la legibilidad adecuada a cada dispositivo.

Imagen corporativa cuidada:

 El diseño de tu web debe respetar tu imagen corporativa, una web muy bonita de un color que no tiene nada que ver con tu logotipo te hará un flaco favor. Una web de empresa debe basarse profundamente, dentro de su diseño, en los colores corporativos ya que es una pieza más de tu identidad y tiene que ser respetada para ser recordada por tus clientes. No hagas chapuzas ni dependas de técnicos o diseñadores web chapuceros.El diseño no lo es todo, pero si es uno de los pilares que sostienen de tu proyecto web.

Contenidos de valor:

Si tienes una web, tienes una plataforma, una lanzadera sin igual para ofrecer contenidos valiosos, información útil, trucos, manuales, guías, tutoriales, etc. Todo vale en este mundo donde buscamos lo que necesitamos en cada momento. Si no sabes qué poner o sobre qué escribir, es que no conoces a tus clientes, lo que se preguntan, sus desventajas, ni las necesidades que tienen. Plantéatelo: ¿Qué sé de mis clientes? ¿Qué necesitan saber? ¿Qué dudas tienen? y, en respuesta a todo esto ¿cómo puedo ayudarles y explicarles lo que necesitan?.

Si estás empezando, fíjate bien. Esto es una oportunidad inmensa de volcar tu experiencia del día a día en una base de ayuda y conocimiento para tus clientes que, sin duda, te traerá muchos beneficios y muy buena reputación a tus productos/servicios.

Si no sabes escribir lo externalizas, pero si resuelves los problemas a tus clientes, te amarán y serán mucho más felices cuando oigan tu marca.

¡Ah, se me olvidaba! Otro punto clave: la adición constante de nuevo contenido. Un blog es muy importante para tu proyecto web, pero ese blog tiene que estar dentro de tu web, otra cosa no sirve. No dejes que te vendan un blog externo con una dirección web externa o un blog gratuito como la panacea para tu web, eso es falso e inútil. Todos los esfuerzos que hagas para levantar un blog externo son tiempo y trabajo que irá a la basura. El contenido de tu blog es tuyo, trabajando dentro de tu portal, no de blogspot, ni de wordpress.com u otras plataformas gratuitas que viven de tus contenidos y te lo roban por contrato ¿has mirado la licencia de uso que aceptas cuando utilizas una herramienta gratuita?

Tu web es social:

Tu web debe tener un enlace a las redes sociales en las que esté tu marca inmersa. Nuestro paradigma es que el centro de operaciones es tu página web, es donde te van a contratar o decidir la compra de tu producto, y las redes sociales son un complemento útil, utilízalo como tal no como el centro de tu proyecto.

En este sentido, las redes sociales son un maravilloso punto de promoción para tus productos, pero recuerda que no para todos. En mayor o menor medida dependiendo del sector de tu servicio/producto serán más o menos aptas, pero siempre como norma general debes estar presente en ellas. Si tienes un negocio cercano al ocio, no lo dudes. Las redes sociales son la clave.

Las redes sociales no se deben sobrealimentar ni olvidar, consulta con profesionales en este sentido, pero invierte en ellas lo justo. Y recuerda una cosa, 😉 los vídeos de gatitos amorosos no son promocionar tu marca.

Seo (Search Engine Optimization) o posicionamiento en buscadores:

Una web que se deja estática se traduce en ventas estáticas, así que coloca en internet una web nueva que nadie conoce y no tendrás ninguna venta.

Cuando creas tu web te parece estupenda. Es bonita y brillante, pero hay que hacer ruido para hacerse ver. El mejor momento es cuando la lances, al inicio, hay que colocarla un buen motor para que sea la más rápida.

El posicionamiento natural mediante el tiempo solo premia a las webs que están optimizadas, una buena web, potente y fuerte significa que ha pasado por una optimización profunda. Una optimización OnPage, interna de la web es el primer paso. Antes incluso de pagar por el SEM (Search Engine Marketing) o publicidad de pago por click. Si te venden una “Web con Seo incluido”, desconfía. Los trabajos SEO son solo de SEO, llamemos a las cosas por su nombre.

De nuevo te avisamos, ojo con los “no profesionales” en este sector que se venden como gurús, revisa las opiniones de otros clientes, es una gran ventaja de Internet.

Sí, sí… ya sé que me puedes dar el caso de un primo que con su blog está en el primer puesto de… pero ya sabemos todos, incluso tú, que eso no es la norma general. Esas aberraciones algorítmicas de Google las conocemos todos, pan para hoy hambre para mañana. Si hoy empiezas serio y consistente tu proyecto mañana tendrá unos buenos cimientos. El dinero no es excusa, no hace falta invertir miles y miles de euros en un buen sitio web como antaño, esto no es un gasto, es una inversión que te traerá clientes y ventas.

 

7. Cuida tu web, es tu mejor comercial.

Con este último punto que es quizá el más importante, esperamos haberte concienciado de que tu página web es tu mejor comercial, el que más te va a ayudar a vender, al menos en un primer término, a la hora de generarte el contacto inicial. En eso no hay herramienta igual.

Dicen de toda la vida que la primera impresión es la que cuenta, así que mira a ver qué impresión quieres dar a tu audiencia. Ese target de negocio que tienes que tener en cuenta y que hace que tu empresa crezca y la mantiene viva cada día.

En estos puntos he intentado ayudaros, junto con mi equipo, a proporcionaros al menos un punto de entrada a lo que significa tener una página web de empresa, un portal corporativo que merezca la pena y sea de calidad, pero esto es solo un punto de entrada a este amplio mundo de internet. Rodéate de buenos profesionales en cada una de las facetas de tu web, gente que tenga conocimientos profundos, experiencia y que conformen un equipo eficiente que sea capaz de llevar con su trabajo tu web siempre hacia arriba, generando negocio, clientes, contactos, ventas… lo que sea que tu empres necesite para salir adelante en el mundo corporativo.


Anexo 20: IdeaWeb

Somos una empresa de Madrid dedicada al diseño de páginas web para toda España, creación web, diseño gráfico, marketing digital, gestión de redes sociales y posicionamiento en buscadores.

Correo de contacto: info@ideaweb.es

Anexo Ideaweb - Finutive

    EBOOK ACTUALIZADO CON ESTE ANEXO